jueves, 18 de octubre de 2018

Portada

Publicidad

Los artistas no están fascinados por el concepto innovación

Mesa redonda en el Museo Guggenheim

Junio 2016

El concepto de innovación, que tanto obsesiona ahora a las empresas en general y a las agencias de publicidad en particular, no parece especialmente relevante para los artistas, o al menos eso se desprendió de lo dicho en la mesa redonda celebrada ayer jueves en el Museo Guggenheim dentro del programa de El Sol y en la que participaron el coreógrafo Jon Maya, máximo responsable de la compañía de danza Kukai; la artista Maider López, autora de singulares instalaciones, y el publicitario Sergio Alcocer, expresidente de la agencia estadounidense Latinworks.

“Yo nunca empleo la palabra innovar o innovación para expresar lo que busco con mi trabajo”, dijo López, “pero hay miradas sobre lo que hago que se le parecen. Me refiero a no emplear fórmulas ya usadas o abrir y cerrar etapas”. “Ni me la había planteado antes de que me invitaran a esta mesa redonda", dijo Maya, "y hayamos hablado sobre ello antes de empezar. No es una palabra [innovar] que nos guste mucho, nosotros no basamos en la tradición, partimos de lo ancestral para crear nuestros espectáculos y coreografías y lo abordamos desde un punto de vista contemporáneo. Hablamos de desarrollo y evolución. Innovar parece que acarrea la idea de sustituir una cosa por otra y no es lo que queremos”. En otro momento de la mesa redonda Maya dijo que a lo que aspira Kukai con su trabajo es a “ser universal desde los nuestro, por tomar una frase de Jorge Oteiza; y eso te hace único”. En nuestro campo”, dijo también, “más que de ser innovador se trata de tener un sello propio, eso es lo que te hace sobresalir”.

Alcocer, por su parte, dijo que la palabra le parece muy pretenciosa. “En publicidad”, siguió, “hay palabras que se ponen de moda, como ocurre ahora con esta. Todos sabemos lo que queremos decir con ella, pero a mí me parece muy pretenciosa. Señaló que la faceta innovadora de las agencias se ha potenciado mucho con la tecnología y diferenció entre la creatividad, la idea, y la innovación, que se produce cuando esa idea que aporta una novedad se implementa, se ejecuta, “y eso muchas veces lo hace posible la tecnología. Aunque la tecnología nunca debe estar por delante de la idea, no se debe caer en el uso inútil y per se de la tecnología”.

Aludió asimismo al cambio de ambiciones de la publicidad, que ya no aspira solo a ser una herramienta de ventas sino que también pretende en ocasiones impuksar cambios personales y sociales Comentó también que en publicidad, la innovación es una herramienta para intentar superar a la competencia y que su búsqueda no es una cuestión de vanidad, sino de sobrevivir en el mercado.



Volver al especial del festival.

Publicidad

extra1