domingo, 22 de abril de 2018

Portada

Publicidad

Intro

¿Y si la conciliación laboral fuera posible en la publicidad?

Una iniciativa navideña de Sra. Rushmore

21 de diciembre 2017

Horarios interminables. También horarios ‘distintos’ a otros sectores de actividad. Disponibilidad permanente. Peticiones de última hora que obligan a alargar la jornada laboral hasta altas horas. Fines de semana de trabajo… Son algunas de las circunstancias que se dan en el sector publicitario. Algunas, seguramente y en ocasiones, inevitables, pero… ¿y si la conciliación laboral fuera posible? ¿Es momento de abrir un debate al respecto?

Eso es, precisamente, lo que pretende suscitar la acción emprendida por Sra. Ruhsmore que, a modo de felicitación navideña y en colaboración con Google, ha lanzado un bumperad de 6 segundos en el una niña de corta edad, mientras utiliza el móvil paterno para ver vídeos navideños, recibe una llamada de la agencia, se supone que fuera del horario laboral.

La conciliación laboral es un problema de país, pero también, y muy específicamente, es un problema de sector. Este mismo año, la oficina londinense de Wieden & Kennedy empezó a probar un sistema normativo que buscaba reducir las jornadas laborales de sus empleados y terminar con la idea de que en la agencia se trabaja durante demasiadas horas (tanto es así, que, en el sector, se aludía a ella como Weekend & Kennedy, contaba Adweek). Y en nuestro país han nacido movimientos como #mamiconcilia, primero, y #papiconcilia, después, lanzados por Usúe Madinaveitia que, si bien comenzaron en el propio entorno de la comunicación, donde se desenvuelve esta periodista, han trascendido a otros terrenos profesionales en los que sigue siendo importante trabajar en favor de la conciliación. 

En el caso de Sra. Rushmore, esta curiosa felicitación navideña, además de una llamada de atención hacia el exterior, es también un propósito interno para 2018: intentar conseguir una dinámica de trabajo que permita la conciliación. El objetivo ya ha sido comunicado a la plantilla y, a partir de ahora, se pondrá en marcha un análisis de las posibilidades reales, las trabas, las preferencias, las necesidades de los distintos equipos para llevarlo a cabo, los compromisos. Los beneficios de la conciliación laboral son tanto para las empresas: una mayor productividad del empleado, menos absentismo laboral, menos accidentes de trabajo, más igualdad y acceso a las mujeres a los puestos directivos y una mejor retención de talentos, como para los empleados: mejor calidad de vida, mejor sueño, mejor salud, mejor rendimiento escolar de los hijos, señalan.

No es un debate único de esta agencia, es algo que se observa en la profesión en general. Ni tampoco nuevo. Es un tema recurrente incluso en el seno del Club de Creativos, pensando especialmente en las nuevas generaciones que, si bien arrastran los ‘vicios’ laborales, han perdido, sobre todo con la crisis, las remuneraciones de antaño y, de esa manera, dicen, es fácil que el talento se escape hacia otras profesiones en las que hay un mayor equilibrio entre esos extremos.

¿Ha llegado el momento de que el sector, agencias y anunciantes, se replanteen una normalización laboral?

El bumper ad ha sido creado por Pablo Cattaneo, director creativo de la agencia, que fue seleccionado por el equipo directivo de la misma tras el concurso interno llevado a cabo para esta acción. La pieza está disponible en la página web de la agencia: www.srarushmore.com.

Publicidad

Concursos

> No hay Concursos para la fecha seleccionada.

Publicidad