• 15 de Julio

    Está el país llenito de banderas, oigan. Ya no solo los medios andan así: también la calle. Circulando por las calles de las distintas ciudades españolas -llevo varias esta semana, ya ven- se observa en la...

  • Está el país llenito de banderas, oigan. Ya no solo los medios andan así: también la calle. Circulando por las calles de las distintas ciudades españolas -llevo varias esta semana, ya ven- se observa en la piel de mucha gente restos de pintura. En los coches cuelgan banderines o asoman banderas, cintas y demás colgantes de retrovisores, reposacabezas y resto de elementos sobresalientes. ¿Qué decir de los balcones? Hay casi que una nueva tendencia que implica acompañar a los geranios con una buena bandera colgando de nuestra barandilla. Eso sí: según dónde los colores son similares pero no su distribución. Aunque también en esto hay que fijarse con atención: en algunos barrios sólo se ve la bandera en su versión más sosa, mientras que en otros barrios se acompaña de la versión cuatribarrada del rojo y amarillo. Sociología de las banderas en su versión geodemográfica: dime dónde vives y te diré qué banderas verás colgar. ¿Eixample…? Mitad y mitad… ¿Al sur de Sants…? Mayoría no cuatribarrada. El lunes pasado el show de la selección tomó Madrid durante un buen número de horas. Exhibición de banderas a todo trapo y sin necesidad de aleccionamiento político, cosa que se agradece. También diversidad. De hecho, la bandera sudafricana lucía bella entre tanto rojigualda […]

      • Autor
      • Jaime Agulló Amorós