• Los mata bien muertos

    Me refiero a la pérdida de ilusión por el trabajo, algo que me encuentro ahora con mucha más frecuencia que antes. La ilusión es el motor de todo, es el impulso que nos permite disfrutar incluso de lo que es...

  • Me refiero a la pérdida de ilusión por el trabajo, algo que me encuentro ahora con mucha más frecuencia que antes. La ilusión es el motor de todo, es el impulso que nos permite disfrutar incluso de lo que es una obligación, es la mecha que prende la llama de la alegría, de la satisfacción, de la felicidad. Y en publicidad es el generador de las buenas ideas, de la genialidad, de la Creatividad con mayúsculas. Por eso me entristece tanto cuando hablo con personas que me cuentan que están desmotivadas, desanimadas, que ya no encuentran placer en lo que hacen, que eso ya no es lo que era y no saben cómo remontar ni cómo recuperar aquello que un día les hizo sentir orgullosos de ser publicitarios, reír todos los días y disfrutar de la pasión por la profesión. En esos casos recuerdo siempre el comienzo de un libro del que ya os he hablado en algún otro post, titulado «El arte de soplar brasas», escrito por Leonardo Wolk, maestro de maestros en el coaching. En él describe cómo ha trabajado como coach con profesionales que se sentían atrapados y desmotivados en su trabajo. Y que, al preguntarles cómo se veían en sus inicios profesionales, qué sueños tenían, y […]

      • Autor
      • titilopez@ondapositiva.es