• Cuando la gente quiere ver anuncios

      Queda menos de una semana para que esto vuelva a pasar. Una cosa que pasa una vez al año. Un domingo de un fin de semana de febrero. Se alinean los astros, los dioses grecorromanos focalizan sus poderes o...

  •   Queda menos de una semana para que esto vuelva a pasar. Una cosa que pasa una vez al año. Un domingo de un fin de semana de febrero. Se alinean los astros, los dioses grecorromanos focalizan sus poderes o algo así y más de cien millones de personas no pueden quitar sus ojos de la pantalla que tienen delante. ¿Ni durante los anuncios? ¡Especialmente durante los anuncios!   Un partido que paraliza a todo un país durante una tarde y que mantiene en vela a muchos otros, haciendo que su rendimiento al día siguiente se vea mermado. ¿Y quién juega este año? Qué más da, si la gente lo va a ver igual. Si es que no es el partido en sí, es todo lo que le rodea, el espectáculo del descanso, los anuncios… Tan importante es y tanto dinero se mueve, que incluso Doritos organiza un concurso para hacer su anuncio de la SuperBowl y da de premio 1.000.000 de dólares. Que se escribe pronto.   El domingo, cuando aparezca uno de estos anuncios entre jugada y jugada, sabremos quién se ha convertido en millonario…   – Ladrón en la oficina, EE.UU.     – Limpiador de dedos, Australia.      – Máquina del tiempo, EE.UU.     […]

      • Autor
      • usandizaga.b@contrapuntobbdo.es