viernes, 23 de agosto de 2019

Portada

Publicidad

Intro

Callos, creatividad y poesía

El desafío de catorce publicitarios a los rigores del verano

19 de julio 2019

La iniciativa tiene la intención de dejar claro que ejercer la creatividad publicitaria no es cualquier cosa, dice uno de sus promotores, Carlos Miniño, sino que exige, además de conocimientos y maestría, una actitud cuando menos voluntariosa. Si a ello se le añaden unas dosis de sano sentido del humor, unas ganas de verse, 36 grados en el exterior, unos callos, unos garbanzos y una pizca (generosa) de picante, tenemos una de las tradiciones más originales del sector. Y una poesía.

El pasado 16 de julio, catorce publicitarios ‘capitaneados’ por dos creativas: Pepa Rojo y Montse Pastor, secundadas por Jorge Candeal, Siro Garcia-Quijada, Cesar García, Manolo Valmorisco, Fernando Martín, Rafa Hernandez, Sunde J. Sastre, Eduardo Lozano, José Luis Moro, Juan Carlos Martinez, Javier Álvarez y Carlos Miniño, lo volvieron a hacer. Ninguno ha sufrido daños irreparables, aseguran, y prometen repetir.

Desde hace doce años, el restaurante Casa Adriano recibe cada mes de julio, cuando más aprieta el calor del verano madrileño, a un grupo de colegas que decidieron reunirse alrededor de un menú poco convencional para esta época del año (y, por qué no decirlo, un plato controvertido en cualquier momento). A saber: callos con garbanzos picantes, por supuesto (bastante picantes, apostillan los comensales). La razón no está muy clara y quizá lo mejor sea no buscarla y quedarse, simplemente, con el hecho de que, caiga quien caiga, cada año, este grupo de creativos y creativas publicitarios (que varía en número) siguen desafiando al termómetro y reuniéndose alrededor de un manjar que haría entrar en calor hasta a un muerto.

Eso sí, este poco convencional menú de verano es por encargo y exclusivo (lógicamente), para disgusto de otros comensales.

Y por aquello de llevar la creatividad hasta la cocina, Manuel Valmorisco ha añadido a la cita de este año una poesía. Porque no todo va a ser alimento para el cuerpo:

“Brindo aquí por el calor,

que empiece a mostrar su fuerza.

Y que se instale y ejerza

ya en Julio su gran rigor.

Haga al asfalto vapor

y que provoque desmayos.

Que no haya brisa ni orbayo

Siga el mercurio trepando,

que Miñino tome el mando

y nos convoque ¡a los callos!"

Publicidad

Concursos

> No hay Concursos para la fecha seleccionada.

Publicidad