• Más Anuncios

    Calvo presenta la historia de ‘El increíble estómago rugidor’

    Es la primera campaña de DDB para la marca y se desarrolla en TV, prensa e internet

    • Redacción 20 enero 2012
  • Accede a la campaña

    Ayer, a las 21.30 de la noche, se estrenó en televisión la nueva campaña publicitaria de Calvo. Es el primer trabajo de DDB para el anunciante de DDB, después de ganar la cuenta en concurso el pasado verano. La acción promociona su gama de platos preparados Cocina de Mercado. El increíble estómago rugidor es el concepto que preside la creatividad y Calvo, Cocina de Mercado. Porque algo dentro de ti nos lo estaba pidiendo, su lema.

    Se desarrollará principalmente en el mundo online, con refuerzo en televisión y prensa. Tendra distintas versiones: 120” para internet, y una de 90” y tres de 25” para televisión. Carat gestiona los medios, mientras que The Gang se ha encargado de la producción del spot. Sebastien Grousset es el realizador.

    Ademas, se ha desarrollado el site www.grancircocalvo.es, donde los consumidores podrán informarse sobre el producto, ver la version larga del spot o co-protagonizar la última función del Increíble Estomago Rugidor a través de Facebook Connect. Esta experiencia incluye también una promoción que ofrece pruebas de producto y regalos.

    “Hemos querido dar un peso muy importante de esta campaña en medios sociales, ya que es ahí donde se encuentran nuestros consumidores objetivo, sin olvidarnos por supuesto del mundo offline. La creatividad busca volver a posicionarnos en la mente del consumidor como una marca que hace una publicidad diferente, transgresora y con un toque de humor, con el objetivo de alcanzar la máxima notoriedad y no pasar desapercibidos en el mundo publicitario. Todo esto asegurándonos de que el mensaje que queremos trasmitir llega al target”, dice Francisco López, director de marketing y marca del Grupo Calvo.

    Entre 25 y 40 años

    La campaña trata de posicionar Cocina de Mercado como un producto básico y necesario en la cocina diaria, útil en esos momentos en los que la pereza, la falta de tiempo o de destreza para cocinar supongan un obstáculo para comer bien. Calvo pretende llegar así a un público joven de entre 25 y 40 años, principal consumidor de este tipo de platos.

    La marca lanzó en 2010 su línea de platos preparados, segmento en el que hasta entonces no estaba presente. La gama incluye caldo gallego y recetas de legumbres como fabada asturiana, lentejas y callos con garbanzos. El año pasado presentó nuevas recetas como las albóndigas de atún, el guiso de atún a la riojana y a la jardinera o el marmitako, y amplió la línea de platos tradicionales con la paella y los callos a la madrileña.

      • Autor
      • Redacción