• Otras noticias

    El corto de Virginia Mosquera que estuvo cerca del Goya

    La directora creativa de McCann es la guionista de ‘No me da la vida’, un corto sobre conciliación, corresponsabilidad en el hogar, techo de cristal y feminismo

    • Redacción 3 diciembre 2021
  • Aunque la carrera a los Goya 2022 se ha truncado en su recta final y No me da la vida no estará entre los cinco cortos de ficción que competirán este año por el Goya en esa categoría, ya el hecho de haber estado entre las quince candidaturas contempladas por la Academia es “haber llegado muy lejos”, dice Virginia Mosquera, directora creativa en McCann. Mosquera es la guionista de esta historia dirigida por la cineasta Alauda Ruiz de Azúa, con el fotógrafo Jesús Antón y coproducida por Encantada Films e Igloo Films.

    No me da la vida es un corto sobre conciliación, corresponsabilidad en el hogar, techo de cristal y feminismo en el que, obviamente, la perspectiva del sector publicitario está patente. Disponible en Movistar, propone un mundo al revés, en el que los hombres asumen el discurso tradicionalmente adscrito a las mujeres en el ámbito de la maternidad. Un recurso, el del efecto espejo, que lo convierte en una comedia. “Un truco para visibilizar que aún nos queda mucho por recorrer para la supuesta igualdad”, dice Virginia Mosquera. Un mensaje pertinente y muy necesario, señala, “porque la maternidad es ese triángulo de las Bermudas en el que se van perdido las mujeres en esta profesión” [y no solo en la profesión publicitaria, añadiríamos].

    Además de directora creativa de McCann, Virginia Mosquera es muchas cosas más: “madre de mis hijos, amiga de mis amigas, creadora de ficción y guionista y escritora de género”. Una mezcla que, sin duda, se ve reflejado en No me da la vida.

    ¿De dónde viene su interés por el cine?

    Virginia Mosquera.- Bueno, tanto en publicidad como en la vida real me encanta contar historias —ya desde pequeña montaba representaciones con mis peluches y un amigo con gafas, ahora un importante coach actoral—. Durante estos años me he ido formando con grandes cuentistas como Robert McKee, Guillermo Arriaga o Aaron Sorkin, mientras pasaba de una agencia a otra, (he estado en siete). Pero el gusanillo de la ficción se me despertó tras publicar mi primera novela, cuando en McCann empecé a llevar las series de Movistar+. Conocí los entresijos de la ficción, viví de cerca el boom de las series y me picó el gusanillo de contar historias sin un cliente detrás, solo tú y tu idea, bueno y un montón de gente muy pro que la hace posible, claro. Entonces, en un rodaje de publicidad, conocí a Alauda Ruiz de Azua (Igloo films), la directora del corto; le conté la idea, me presentó a Manu Calvo, nos pusimos a liarla parda y aquí estamos.

    ¿Y cómo el cine se interrelaciona con su trabajo en la agencia? ¿Qué te aporta cada uno de esos dos ámbitos en el otro?

    Me encanta porque una Virginia enseña a la otra. En el mundo del cine les encanta mi enfoque más publicitario porque es muy organizado: el concepto, la idea, el guion, nuestras presentaciones, contar mucho en poco tiempo… todo eso es algo que los creativos llevamos de serie, en ese sentido tenemos mucho que aportar. Y por el otro lado, la ficción te enseña a ser menos publicitaria, menos cliché, porque, aunque no puedas crear personajes tridimensionales, sí incorporas una narrativa más fresca. Eso de: “Estamos en la típica casa de clase media, donde la típica madre trabajadora prepara el desayuno a su típico hijo de familia monoparental mientras chequea los mails en el típico portátil etcétera”. A veces, la parrilla es repetitiva, y el espectador medio que consume ficción se aburre con la mayoría de anuncios: la publicidad tiene que ponerse las pilas para que la ficción no se la coma.

    Y en McCann, ambos mundos conviven de maravilla, Emiliano [González de Petri], nuestro CCO, valora mucho las aportaciones del mundo personal de cada uno, porque eso nos hace ser mejor agencia, más creativa, más plural.

    ¿Qué ha sido lo más complejo, lo más especial y lo más divertido o mejor de No me da la vida?

    Sobre todo, que cada persona que entraba en el proyecto se concienciaba un poco más. Cuando usas el efecto espejo y pones a eso a cuatro actores como la copa de un pino, cuatro tiarracos jugando al mus y hablando del cambio de armarios y de que no llegan a nada, el corto se vuelve una comedia… y ahí es donde la gente hace clic y por primera vez vislumbra el camino que queda por recorrer. Al salir del cine la gente se me acerca y me dice: “Esto tiene que verlo mi marido”, ese es el verdadero premio, te lo aseguro.

    Y lo más divertido, hacer malabarismos con el padre de mis hijos, Adolfo Vallejo —músico y diseñador gráfico del corto— así que imagina gestionar que ninguno de nuestros hijos fuera olvidado en la puerta del cole… más de diez a lo sumo quince minutitos 😉 ha sido titánico.

    Hablando de premios, ¿qué ha supuesto estar entre las candidaturas al Goya al mejor corto de ficción?

    Llevo toda la vida ensayando en el espejo con el champú Johnson´s en la mano lo que diría si me dieran un Goya (risas). Lo que jamás imaginé es que me acercaría tanto. Vamos, que llegar hasta aquí con mi primer trabajo es un regalazo, suena a cliché, pero l10 premios y 26 secciones oficiales, con el curro tan espectacular que hay en la categoría, no está mal. Tenemos mucho que agradecer a Madrid en Corto, que nos apoyan.

    No me da la vida suma ya un total de diez premios en las 25 secciones oficiales en las que ha participado:

    • Premio Madrid en Corto. Semana del Cortometraje de la Comunidad de Madrid.
    • Mejor guion Y Mejor cortometraje Certamen Nacional de Cortometrajes CENCOR.
    • Mejor banda sonora (Adolfo Vallejo) Premios Pávez – Talavera de la Reina.
    • Mejor comedia Certamen Nacional de Cortos – Astorga.
    • Mejor guion (Virginia Mosquera) Festival Ibérico de Cine FIC.
    • Primer Premio: Roel de oro al mejor corto. Semana de Cine de Medina del Campo.
    • Premio del Jurado a la mejor música original: Adolfo Vallejo.
    • Premio del Jurado al mejor actor: Chani Martín.
    • Mejor Comedia en el Festival de Astorga.
    • Premio de Telemadrid al Mejor corto de ficción 2021. Semana del Corto de Madrid.
      • Autor
      • Redacción

Artículos relacionados